«VITAMINA D» ¿SABÍAS QUE ACTÚA COMO UNA HORMONA?

Las vitaminas son productos bioquímicos (moléculas que se obtienen tras la acción de una enzima ) que aceleran o enlentecen una determinada reacción bioquímica ( reacciones que se producen dentro de las células).

Las hormonas son fabricadas en un lugar del organismo y ejercen sus funciones donde el cuerpo las necesita. Pueden actuar en todo el Organismo humano.

La evidencia científica demuestra que la Vitamina D trabaja como una “hormona” , ya que su objetivo principal es conseguir que el organismo absorba la mayor cantidad posible de calcio proveniente de los alimentos.

Su Misión:

1.- Aportar el suficiente Calcio a las células Musculares

2.- Fortalecer nuestras defensas

3.- Conseguir que cualquier patología adquirida no llegue a ser “grave”

IMPORTANTE:Una deficiencia en Vitamina D suprime nuestro sistema nervioso pasivo que es el encargado de “reparar” el organismo.

Un exceso en Vitamina D puede provocar daños en el Riñón y “toxicidad”.

FUNCIONES “CLAVE” EN NUESTRO ORGANISMO

      Ayuda en la absorción intestinal del calcio y el fósforo.  “Imprescindible” para mantener un buen sistema óseo.

      Aumenta la síntesis de la insulina en el organismo. La falta de insulina está asociada en diferentes tipos de cánceres.

       Juega un Rol importante a la hora de potenciar el sistema inmunológico estando más protegidos ante posibles infecciones bacterianas o virales.

Estudios realizados en diferentes hospitales evidencian una falta de vitamina D en casos de “Epidemia”.

¿CÓMO ACTÚA?

Para que el cuerpo adquiera Vitamina D necesita como aliado al “colesterol” (Grasa) para poder circular justo debajo de nuestra piel  e interactuar con la luz solar para generar nuevas moléculas del llamado:  Colecalciferol (Vitamina D3) y ser transportadas al  Hígado ( en forma de Calcidiol)  y posteriormente al Riñón ( en forma de Calcitriol ).

De esta forma se convierte en una “hormona Activa” , y puede suministrar  Zinc y Magnesio donde es necesario para poder controlar el buen funcionamiento del sistema inmunológico.  

SIGNOS DE DEFICIENCIA Y SUS CONSECUENCIAS

El síntoma más importante en este caso se manifiesta con el “cansancio” ó “fatiga”de forma habitual. El Organismo necesita de esta Vitamina para producir la energía, lo que conlleva a una “baja resistencia”. Escucha a tu cuerpo y analiza este síntoma.

Dolores musculares. Cuando falta “D” la contracción muscular no es la correcta. Este dolor se manifiesta incrementando su intensidad al realizar ejercicio, ó movimiento.

Dolor de huesos. Este tipo de dolor “se extiende”. En personas adultas los huesos dejan de crecer pero el tejido que los envuelve se regula constantemente, y en caso de deficiencia podrían ablandarse y derivar en “osteoporosis”.

Más riesgo de padecer cáncer. Sobre todo el de piel, si la deficiencia se alarga en el tiempo.

Bajo estado de ánimo. Las áreas de nuestro cerebro tienen receptores de vitamina D, una falta excesiva  puede tener la consecuencia de padecer con más facilidad depresión y problemas para dormir pues estos mismos receptores controlan el sueño.

Pérdida del cabello y Sudores en la cabeza. El cabello se estimula a través de esta vitamina. El estrés y la deficiencia en “D” puede conllevar a una alopecia areata (pérdida del pelo en una zona en concreto).

Cicatrización lenta. Debido a la falta de estímulo para regenerar la piel , las heridas tardan más en cicatrizar.

Mareos. El oído interno se encuentra implicado en los niveles de calcio. Puede llegar a producir náuseas.

Enfermar con frecuencia. Esta vitamina es “clave” para poder mantener nuestro sistema inmunológico fuerte. En deficiencia, es más habitual sufrir de patologías como resfriados y neumonías.

Pérdida en la función cognitiva. La “D” se relaciona directamente con nuestro sistema nervioso central. Su carencia reduce la capacidad de control y puede conllevar a una futura demencia y/ó Alzeimer

Problemas Cardiovasculares . Variaciones en la tensión arterial por falta de esta vitamina puede desembocar en incrementar el riesgo de las mismas.

Exceso de peso. Esta vitamina es “vital” para disponer de una óptima absorción de nutrientes como el calcio que ayuda a quemar un exceso de grasas en el organismo

PRINCIPALES FUENTES DE VITAMINA D

El 90 % de su obtención radica en la exposición solar. Es la opción más óptima de absorción. Así se obtiene el denominado : Colecalciferol D3 que es sintetizado en la piel.

Lo ideal sería realizar exposiciones diarias de unos 20 minutos entre las 8’00 y las 10’00 a.m. y entre las 16’00 y 18’00 horas, sin protectores solares que impidan la acción de absorción. En invierno será suficiente la exposición de las articulaciones como manos y pies.

Las personas de piel oscura necesitarán más tiempo en una exposición solar, pues les cuesta más sintetizar la vitamina D ante personas de piel más clara que con menos tiempo tendrán suficiente.

 El 10% restante se puede obtener a través de determinados alimentos. Aquí se obtiene en su forma: D2 (proviene de frutas y verduras)

LA DIETA JUEGA UN PAPEL IMPORTANTE

Existen algunos alimentos que pueden servirnos como “arma terapéutica”.

Los Alimentos “Top” que presentan dosis importantes de esta vitamina, es el caso del “Aceite de Hígado de Bacalao” y el Aceite de Algas.

Pescados Azules por su aporte en grasas Omegas3 de buena calidad como es el caso del Salmón, Atún , Sardinas, Caballa…

Huevos ( su yema presenta una buena proporción )

Mantequilla de buena calidad ( Sin haber sido procesada )

Alimentos que han sido fortificados como es el caso de los cereales integrales.

Hongos y setas en general son un buen recurso a tener en cuenta.

Las Naranjas se ha podido comprobar que aporta una pequeña dosis de la misma.

Esta receta os ayudará:

Colocar 1 vaso con agua en licuadora con medio aguacate, medio pepino con piel, media manzana verde y 1 cm.de raíz fresca de jengibre.

Mezclar con 2 cápsulas de aceite de algas o de hígado de bacalao.

Tomarlo por la mañana antes de una exposición solar y ayudará a una mejor absorción.

¿CUÁLES SON TUS NIVELES DE VITAMINA D?

El examen de 25hidroxi vitamina D es la forma más exacta de medir cuánta vitamina D hay en el cuerpo. Este se realiza a través de una analítica sanguínea.

Según los estudios realizados, los valores recomendados para tener unos niveles óptimos se encuentran entre los 50 a 90 nanogramos por mililitro (ng/mL) en personas sanas. Cuando hay alguna patología importante estos niveles deben estar entre los 70 a 100 (ng/mL).

SUPLEMENTACION DIETÉTICA “CLAVES IMPORTANTES”

Lo primero que debes hacer antes de tomar cualquier suplemento de vitamina D son tus niveles en sangre y siempre “bajo el control de un especialista”.

Si tus niveles están por encima de los 30 ng/ml. No hará falta suplementación dietética.

No te suplementes “al azar” .  Un exceso de esta vitamina en Sangre puede llegar a generar toxicidad.

La exposición excesiva al sol no genera toxicidad porque el cuerpo limita la cantidad de la vitamina D que puede producir.

La Vitamina D en sangre hace que aumente también el calcio en el Organismo. Es por este motivo que cualquier suplemento de esta vitamina vaya acompañado de la vitamina K2 ya que la función de la misma es impedir que este calcio se acumule en las arterias coronarias o válvulas coronarias u otros tejidos blandos. Lo que hace es garantizar que ese calcio se acumule donde tiene que estar que es en los huesos.

        A partir de los 50 años de edad la producción de vitamina D va disminuyendo tanto en hombres como en mujeres. En estos casos es importante conocer los niveles en sangre para pasar a una posible suplementación.

        Las personas con Obesidad tendrán más tendencia a bajar sus niveles en vitamina D así como personas en épocas de mucho estrés deberían estudiar sus niveles ante una posible necesidad de suplementación.

LA DOSIS:

Como referencias clínicas los límites máximos diarios recomendados de esta vitamina son los siguientes: “Siempre con control médico”

  • Entre 1000 / 1500 UI en casos de bebés
  • Entre 2500 / 3000 UI en casos de niños de 1 a 8 años de edad
  • 4000 UI para niños mayores de 9 años, adultos y mujeres embarazadas o en periodo de lactancia.

INTERACCIONES

Al igual que la mayoría de los suplementos dietéticos, la vitamina D puede interactuar o interferir con otros medicamentos o suplementos que puedan estar siendo ingeridos . Por ejemplo:

  • La ”prednisona” y otros medicamentos “corticoesteroides” indicados para reducir la inflamación . Puede afectar en su absorción y conllevar a una pérdida ósea.
  • El “orlistat”, un medicamento para adelgazar  y la “colestiramina”, un medicamento para reducir el colesterol. Además de afectar su absorción afectará en otras vitaminas liposolubles con en el caso de las (A, E y K).
  • El “fenobarbital” y la “fenitoína” utilizados para prevenir y controlar las crisis epilépticas. Afectan aumentando la descomposición de la vitamina D y reduciendo la absorción del calcio.

No tomes la decisión de salud sin consular con un Profesional.

CONSEJO: El Complemento más completo en vitamina D es el que aporte una dosis de vitamina C (de una fuente lo más natural posible) , acompañada de la vitamina K2, que no lleve aditivos , esté libre de pesticidas . Que sea en formato líquido ( liposomal ) , garantiza una mayor absorción de la misma.

Según un estudio publicado en Nutrition los pacientes con deficiencia de vitamina D tienen una probabilidad significativamente mayor de dar positivo por covid-19. El trabajo parece corroborar los datos de un estudio español publicado en Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism de la Endocrine Society que afirmaba que el 80% de los 200 pacientes con covid-19 analizados presentaban deficiencia de vitamina D.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Content is protected !!